SV | Escuela 5 sin clases: desmienten declaraciones de Rodolfo Ameri

0
2423

San Vicente .: La Escuela Primaria 5 “Jonas Salk” no comenzó aún sus clases. Una mamá de la entidad desmintió las declaraciones del subsecretario de Educación, Rodolfo Ameri, y aseguró que la escuela no está dando clases porque “no está en condiciones de funcionar”.

Ameri había declarado a Al Sur que “si la EP 5 no empezó a trabajar es porque hay huelga”. “El empresario a cargo de la obra dividió el sector de los trabajos de la parte donde los chicos tienen para estudiar. Hay un baño nuevo habilitado para esta oportunidad. Con los baños químicos y este sanitario, ya pueden trabajar tanto la escuela primaria como el jardín de infantes. Si ellos están de huelga, eso es un problema que escapa a lo que podamos hacer”, agregó.

“No tienen un plazo de finalización de obra, la empresa tiene que hacerlo de acuerdo al convenio pero están en tiempo. Estamos tratando de que lo haga lo más rápido posible”, afirmó el funcionario.

Al respecto, una mamá de la escuela desmintió que los docentes estén de paro y expuso que la escuela no abrió sus puertas porque “no tiene las condiciones de infraestructura para hacerlo”. “La obra de los baños tendrían que haber empezado el día siguiente a que finalizaron las clases y se comenzó a finales de enero, por lo que era imposible que se llegue a completar el trabajo para esta fecha”, explicó la mujer.

“La realidad es que para tener un inicio de clases habría que tener los baños terminados y para eso, habría que tener un volumen de gente trabajando que permita que se aceleren los procesos y no es el caso. La gente de la cooperadora, la cocina, portería y las familias pintaron la escuela con mucho esfuerzo. Con la buena voluntad no alcanza, necesitamos la presencia del Estado, haciendo lo que tiene que hacer”, criticó.

Por otro lado, aseveró que si bien cuentan con baños químicos, éstos no tienen lavatorios y con los trabajos “tampoco hay otros disponibles en la entidad para que los chicos se puedan lavar”. Al tratarse de una escuela de jornada completa, los alumnos cuentan con comedor y cocina, la cual tampoco puede usarse, ya que “la obra está realizándose en la puerta”.

“La cocina no está abierta por el polvillo y la suciedad. Es un problema que los obreros estén trabajando y tengan vínculo con los chicos. No es seguro por el material y las herramientas, así como tampoco es higiénico ni funcional porque no se puede enseñar de esa manera”, denunció la mamá.

Para que los niños no pierdan días de clases, la dirección de la escuela realizó una reunión informativa sobre la situación y enviaron trabajos para que los chicos lleven a cabo en sus hogares. “Seguimos movilizándonos de todas las maneras posibles pero es algo muy complejo. Es importante para la comunidad que la escuela funcione en toda su capacidad”, finalizó.

baner_as_veraz

DEJA UNA RESPUESTA