SV | El Multiespacio Santana celebra un año en San Vicente.

0
1628

San Vicente.: Hace un año, una puerta cultural se abrió en Bolívar 90, a escasos metros de la Parroquia de San Vicente Ferrer. El multiespacio Santana convoca a artistas locales, internacionales, talleristas, docentes y personalidades de todo tipo, donde cada viernes y sábado por la noche, se reúnen para pasar un agradable momento con buena música y gran diversidad de ofertas artísticas.

El proyecto surgió con AnaJulia Lede hace unos siete años atrás. Tenía premeditada una sola meta: conseguir el lugar tan deseado en pleno casco céntrico. “Espacio Escuela” – como pensaba llamarse en un primer momento- tomó forma con los muchos viajes y experiencias que cruzaron por su vida durante los años que siguieron.

Años más tarde, se sumó al proyecto su amiga, la diseñadora y actual community manager del espacio, Lucía Rovira, que la acompaño para abrir el lugar al público y así nació Santana.

A escasas horas de celebrar su primer aniversario, la dueña del espacio, AnaJulia, expresó que el concepto total de lugar y sus proyectos no están –ni por asomo- cerca de lo planificado. “Esto es como un caminito. Recién estamos por dos o tres escalones, pero la idea no está ni al 50 por ciento de lo que queremos hacer”, explicó.

El sitio intenta transmitir la calidez y la familiaridad que predomina en nuestras raíces latinoamericanas, sin dejar de lado nuevas propuestas de otros países más alejados. Por ello, en un inicio, Santana fue lugar de paso de muchos extranjeros que dejaron sus huellas con una pintura, un espectáculo en vivo o con su hospedaje.

“La idea es que sea una casa cultural, que pueda ser sitio de encuentro entre artistas y el público en general. Queremos que haya mucho movimiento de gente de otros lugares para generar la frescura del espacio –explica AnaJulia- Para mí, esta cosa de estar tan cerca de Ezeiza y tan lejos del mundo, me llama mucho la atención. Nuestro objetivo es que la gente que venga, se sorprenda con nuevas personas que van pasando y crear un espacio de encuentro, que ya se comenzó a generar y donde han nacido muchas amistades, parejas y bandas”.

El espacio gestiona la posibilidad de hospedar extranjeros para que puedan llevar a cabo sus actividades en el espacio y, de esta manera, abrirles una puerta para que se presenten en la región. A su vez, busca generar vínculos entre los artistas locales y los invitados, a fin de que éstos últimos puedan tener en cuenta a los sanvicentinos para futuras presentaciones en otros escenarios.

Además, en articulación con otros sitios culturales, buscan dar lugar a artistas emergentes de diversos espacios de otras localidades y de capital federal para que se presenten en San Vicente como invitados en un show local. “Tratamos de sacar el mejor provecho de los artistas, ya desde la imagen y la publicidad. Es una ida y vuelta entre el espectador, el artista y el organizador. No porque estés en San Vicente, no puedas hacer un buen producto”, reflexionó.

“Recién ahí podemos decir que tenemos un 25 por ciento de la idea del espacio”, afirmó entre risas.  “Tenemos dos conceptos marcados: que la gente que entre se sienta cómoda en un lugar cálido y otro muy importante es que se sienta relajada, que sea un lugar familiar”.

En este sentido, cada viernes y sábado, se presentan diversas propuestas para todos los gustos sobre el escenario de Santana. El ambiente es para un público muy diverso desde familias hasta grupos de adultos mayores, que se promociona a través del “boca en boca” y apunta al curioso que pasa por allí. “La publicidad que hacemos es muy baja. No queremos que se convierta en un lugar de moda. Queremos que la gente venga porque le gusta la propuesta y porque le gusta el lugar. Invitamos al público que le gusta charlar, escuchar muy buena música y ver espectáculos”, reseñó Lede.

“Es un lugar para los artistas y para todo aquel que tenga una idea. Es un espacio para proponer cosas nuevas, ideas, espectáculos de todos los géneros musicales, ciclos de cine, exposiciones de fotografía y pintura. Santana recibe a todos los creativos, comprometidos y con ganas de hacer cosas”, puntualizó la dueña.

Talleres y cursos

Entre las ofertas artísticas, Santana propone un abanico de talleres y cursos para todas las edades. La cartelera propone talleres de teatro para adolescentes y adultos, yoga, danza africana, tango, taller creativo y experimental para niños, fotografía, canto, taller de introducción al diseño gráfico para jóvenes, percusión africana (dum dum y yembe) y clases de bongo y cajón flamenco. Además, para las más pequeñas, pueden incluirse en el grupo “Jardín de Danza”.

También se brindan cursos de crochet y tejido y están en búsqueda de un docente para dar un taller literario.

“Proponemos talleres que, muchas veces, hay que viajar hasta otros lugares para poder instruirse. Buscamos cosas distintas”, indicó la organizadora. Los interesados pueden acercarse de lunes a viernes de 10 a 12.30 y los sábados de 17 a 21.

unnamed

DEJA UNA RESPUESTA