San Nicolás | Este fin de semana se desarrolló la última fecha del campeonato 2019 del Turismo Nacional (TN) en el autódromo de San Nicolás, donde Ever Franetovich se consagró campeón de la Clase 2, donde el sanvicentino Gastón Iansa hizo podio y se ubicó en el top five del campeonato.

Un año fructífero para el sanvicentino, que por segundo año participó de la Clase 2 y ya confirmó su participación para 2020 con el mismo auto y el mismo equipo. Es que el Ford Fiesta Kinetic preparado por el DG Motorsport le dio grandes satisfacciones este año, una de ellas, plotear el número 5 en sus laterales para el año que viene.

La hinchada no podía faltar. Gran número de sanvicentinos viajaron a San Nicolás (Foto: Fabio Vignoles).

Tras una clasificación con altibajos, Iansa finalizó segundo en su serie del sábado, ganando el cuarto cajón de la grilla para la final del domingo. Arrancó sin problemas, con mucha movilidad y en el final de la primera vuelta sobrepasó a Lucas Tedeschi, quedando en la tercera posición.

El sanvicentino mantuvo esa posición hasta la vuelta 11, cuando fue sobrepasado por Marcos Fernández, pero el tercer escalón del podio estaba destinado para el piloto de Ford. En la última vuelta, Joel Borgobello, que marchaba primero desde el arranque, se pasó en una curva, se despistó y volcó. Ya no había tiempo para nada: Fernández primero, Nicolás Posco segundo y Gastón tercero.

Newcom | La Españpla participó de un certamen en Mar del Plata.

El campeonato quedo finalmente para Franetovich (Fiat Palio) con 318 puntos, seguido por Agustín Herrera (Renault Clío) con 300, Posco (Ford Fiesta Kinetic) con 260, Sebastián Pérez (Chevrolet Onix) con 252 y Gastón Iansa (Ford Fiesta Kinetic) con 228 unidades.

La estadística marca que, de las 12 carreras que compitió, el sanvicentino ganó una carrera (Neuquén), hizo cuatro podios (La Pampa, Misiones, San Nicolás y Neuquén) y sufrió dos abandonos (Concordia y Rosario). En La Pedrera quedó octavo, décimo en San Juan, séptimo en San Luis, undécimo en la Termas de Río Hondo, decimocuarto en Viedma y cuarto en San Jorge.

“Teníamos un muy buen ritmo, pero luego se cayó un poco el auto, tiramos todo en función de lograr la carrera, pero finalmente se dio el podio”, aseguró Iansa a la prensa. “Le dedico este podio a Gaspar Gay, que volvió a las carreras y le regalo el trofeo, ahora a trabajar en función del año que viene. Gracias al equipo que trabajo mucho, a los sponsors y a mi familia”, sumó el piloto.